“Soy bienaventurado por sufrir persecución”: Obispo destituido - CATOLIN

LOGO
Logo Oficial
Vaya al Contenido

“Soy bienaventurado por sufrir persecución”, expresa Obispo de Puerto Rico luego de ser destituido por el Papa

- Una fuente cercana al caso, proporcionó a ACI Prensa que la destitución del Obispo de Arecibo, de 57 años, era inminente.


Por: Alejandra Villegas
CATOLIN
Mons. Daniel Fernández Torres. Foto por: Diócesis de Arecibo.

Xalapa, Ver. 24 Mar 22. 21:20 hrs. (CATOLIN).- Mons. Daniel Fernández Torres, Obispo de Arecibo en Puerto Rico, tras ser destituido por el Papa Francisco el 9 de marzo, expresó que se siente “bienaventurado por sufrir persecución y calumnia”.

    Luego de la noticia informada por la Oficina de Prensa de la Santa Sede, Mons. Fernández Torres, a través de una carta publicada aseguró: “hoy puedo tener la frente en alto y aún siendo imperfecto y pecador, saber que he hecho lo correcto y eso me da mucha paz interior”.

    “Me conforta además el significado en hebreo del nombre Daniel, que providencialmente recibí en mi bautismo, ‘Dios es mi juez’”, expresó.

    Agregó que, “Si por procurar ser fiel a Dios se me sustituye en el cargo, vale la pena, pues como obispo puedo ser útil a la Iglesia con mi propio testimonio”.

    Al término de su mensaje, reiteró su “comunión en la fe católica, con el Papa y mis hermanos en el episcopado, a pesar de mi perplejidad ante una arbitrariedad incomprensible”.

    “Y si, de aquí en adelante, puedo servirles en algo, declaro mi plena disponibilidad”, dijo.

    Al respecto, la Conferencia Episcopal Puertorriqueña y el Arzobispo de San Juan de Puerto Rico, Mons. Roberto Octavio González Nieves, publicaron dos comunicados en los cuales evitaron hablar de lo acontecido.

    Por su parte, la Conferencia de Puerto Rico expresó que los obispos del país señalaron que la destitución de Mons. Fernández Torres es “un momento tan doloroso para la vida de la hermana Diócesis de Arecibo”.

    Asimismo, manifestaron unirse al pedido del Delegado Apostólico para Puerto Rico, Mons. Ghaleb Bader, “de orar ‘por nuestro hermano, S.E.R. Mons. Daniel, en este momento difícil de su vida y misión de Obispo’”.

    “Por deferencia y respeto a los procesos canónicos internos de la Iglesia, estas serán las únicas expresiones oficiales que se harán sobre este asunto, al momento”, subraya el comunicado de los obispos.

    Una fuente cercana al caso, proporcionó a ACI Prensa que la destitución del Obispo de Arecibo, de 57 años, era inminente.

    De acuerdo con lo que establece el canon 401 del Código de Derecho Canónico, los obispos están obligados a presentar su renuncia al Papa a los 75 años. Si lo hacen antes, debe haber una razón grave que por lo general se da por motivos de salud.

    Luego de la destitución de Monseñor Fernández, el Papa Francisco nombró como Administrador Apostólico a Mons. Álvaro Corrada del Río, jesuita y Obispo Emérito de Mayagüez.

    Pese a que el Vaticano no ha hecho público el motivo de la destitución, ACI Prensa pudo conocer dos razones que llevaron a la Santa Sede a tomar tal decisión.

    La primera fue la inicial negativa del Obispo de Arecibo a trasladar a los seminaristas de su Diócesis, actualmente en formación en la Universidad de Navarra (España), al nuevo Seminario Interdiocesano de Puerto Rico, aprobado por el Vaticano a inicios de marzo de 2020.

    El otro factor fue la defensa del Obispo de Arecibo del derecho a la objeción de conciencia de los fieles católicos ante la vacunación obligatoria en un comunicado publicado el 17 de agosto de 2021, siguiendo las orientaciones difundidas más de medio año antes por la Congregación para la Doctrina de la Fe de la Santa Sede.

    Mons. Daniel Fernández Torres nació en Chicago, Estados Unidos en 1964. Fue ordenado sacerdote de la Diócesis de Arecibo a los 30 años, en 1995.
Ha sido la voz más crítica en la Iglesia en Puerto Rico contra la ideología de género.

También te puede interesar:
Todos los derechos reservados © 2021 CATOLIN
Regreso al contenido